un refugio en el desierto – casa segura

“casa segura”, in the Sonoran desert in Southern Arizona with – United States (2008). Proyecto, Robert Ransick y colaboradores. Fotografías, en la web del proyecto.

“casa segura” es un proyecto de “arte de acción” socio-cultural.

Es un proyecto abierto que propone diversas acciones participativas con la finalidad de promover la solidaridad y la reivindicación, de la realidad cotidiana del colectivo de personas que han decidido defender su derecho a una vida digna, emigrando.

El proyecto plantea la instalación voluntaria de refugios en fincas privadas del desierto de Sonora. Los refugios funcionan como un punto de avituallamiento (agua, comida y ropa limpia) y comunicación (con una interfaz, un ordenador conectado a internet).

A esta primera acción directa en el territorio, se suma la posibilidad de participar en-linea con el proyecto de la “interfaz del pictograma de Casa Segura”, a este nivel la propuesta plantea la posibilidad de compartir la experiencia personal de la “inmigración” utilizando como lenguaje, pictogramas.

+ casa segura – casasegura.us (web de proyecto “casa segura”)

+ Casa segura – hágalo usted mismo (instrucciones paso a paso para la autoconstrucción de una unidad completa de “casa segura”. Incluye los planos en formato pdf )

vía we make money not art

Publicado en Arquitectura efímera, Arquitectura modular, Arquitectura y espacios naturales, Arquitectura y multimedia, Arte y arquitectura, Diseño, Proyectos: espacios culturales, Proyectos: micro-equipamientos | Etiquetado en

Una respuesta a un refugio en el desierto – casa segura

  1. manuel dice:

    Todo lo que sea ayudar a que los inmigrantes no se mueran es positivo. En mi pais , España, todos los dias mueren personas inmigrando, pero estas se ahogan intentandolo, no sabemos cuantos lo intentan, solo contamos los cadaveres que recogemos. Los que tienen mas suerte llegan con vida, pero algunos se nos mueren en los brazos una vez a salvo. Que triste es a veces la vida, pero mas triste es no poder vivir.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *